España destaca en Europa por su apuesta por la tecnología de altas presiones.

Europa tiene una superficie de unos 10.530.751 km2, de éstos, España ocupa 506.000 km2, o lo que es lo mismo, no llega al 5 % del total de su superficie. Es una pequeña porción del continente, que apuesta por las nuevas tecnologías de procesado de alimentos, y más concretamente, por las altas presiones o HPP (siglas en inglés para High Pressure Processing).

España es un país donde se combinan tradición y modernidad, pudiendo fabricar productos de corte tradicional y de cocina casera, al tiempo que innova en nuevas presentaciones y tecnologías, ofreciendo al consumidor productos más saludables, con menos conservantes, apostando claramente por productos denominados premium. Estos productos ofrecen entre otras, la posibilidad de poder reducir las concentraciones de sal, siendo más cardiosaludables, o bien la posibilidad de comercializar productos ecológicos con alto valor añadido. El fabricante además, ha optimizado su canal de distribución, abriendo sus mercados a nuevas áreas geográficas, impensables en estos productos “naturales” que no han sido sobrecalentados, y que conservan sus propiedades organolépticas, aspecto muy demandado hoy día, que hay menos tiempo para cocinar debido al elevado ritmo de vida que llevamos, pero donde se sigue pidiendo calidad a buen precio.

mapa España2

Europa cuenta con el 24 % de los equipos HPP totales instalados a nivel mundial, de éstos, casi el 45 % están instalados en España, lo que muestra la apuesta del país por la tecnología HPP.

España, actualmente, cuenta con un total de 15 equipos industriales de alta presión instalados, de los cuales, 10 de ellos se encuentran en industrias alimentarias, y dentro de estas, destaca mayoritariamente el sector cárnico, ya que España se caracteriza por ser un productor de referencia en el mercado porcino y por consiguiente, del mundo cárnico dentro de la Unión Europea.

Las empresas que cuentan con la tecnología HPP, eligen Hiperbaric, empresa española, por ser líder en el sector.

El resto, pertenecen a Centros de Investigación distribuidos por distintos puntos de la geografía, encargados de abrir nuevas posibilidades a nuevos productos alimenticios, así como de llevar a cabo estudios para empresas privadas que les piden valorar las viabilidades de sus proyectos antes de invertir en la implantación de nuevas líneas de fabricación. En la siguiente gráfica, vemos la evolución que ha experimentado la investigación en temas relacionados con proyectos de altas presiones en España, gracias a la publicación de sus artículos en revistas indexadas.

Estudios en alta presión

Estudios en alta presión

España, está mostrando al resto de Europa la senda a seguir por las empresas de la Industria Agroalimentaria si quieren abrir nuevos mercados. Al mismo tiempo, el consumidor se verá beneficiado con productos más saludables a su alcance. La tecnología HPP o de altas presiones es la elección de futuro, que no le coja con el pie cambiado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.